A Kim Kardashian le encanta lucir su cuerpo de todas las formas posibles. Esta vez lo hizo con un revelador top que no deja nada a la imaginación.