La conquista de un nuevo título internacional para Santa Fe (1-0 frente a Kashima Antlers por la Copa Suruga Bank) trajo consigo alegría, felicidad y jolgorio a la familia cardenal. Sus jugadores no se quedaron atrás y en el vestuario celebraron.

Sin embargo, este video grabado en el que aparecen los jugadores Yulián Anchico y Sergio Otálvaro en el vestuario luego de la victoria ante el equipo japonés, despertó polémica en redes sociales porque tanto el volante mixto como el defensor lateral envían un mensaje sin destinatario, desligándose de los equipos que celebran partidos y no alzan títulos.