Una ofensiva lanzaron las autoridades del Valle del Cauca contra la minería ilegal que sigue azotando importantes afluentes en los sectores de Zaragoza, Bendiciones y La Laguna, en el corredor hacia Buenaventura.

En operativos conjuntos con más de 1500 hombres de la Policía, el Ejército, la Fiscalía, el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, la Procuraduría y la CVC, las autoridades lograron desmontar y deshabilitar varios socavones de la zona.

En total, los operativos dejaron 30 cúbicos sellados, 15 cambuches destruidos, además de la incautación de una motobomba, cinco transformadores y una draga.

LEA TAMBIÉN: Con planta ancestral están reemplazando el mercurio las mineras del Valle

La gobernadora del Valle del Cauca, Dilian Francisca Toro, explicó sobre los llamados cúbicos que son “una nueva modalidad de socavones que le están haciendo mucho daño a la carretera nueva y al ferrocarril, entonces se decidió hacer este operativo donde estamos articulados las fuerzas del Estado”.

La mandataria añadió que los de las últimas horas son los primeros resultados, en terreno, de un plan trabajado que se elabora desde hace seis meses en una mesa de trabajo de alto nivel, de la cual forman parte en la seguridad el Ejército y la Policía.

Durante las acciones de desmonte de esta infraestructura minera ilícita, las unidades de las autoridades encontraron que los socavones están activos y muchos de ellos llegan a una profundidad de más de 20 metros y algunos penetran bajo la nueva vía hacia Buenaventura, lo cual es considerado de alto riesgo.

LE PUEDE INTERESAR: Golpe a la minería ilegal en el Valle del Cauca: 62 capturados en lo que va del año

Se detectaron también redes fraudulentas de energía que cruzan los improvisados techos de los cambuches y elementos propios de la actividad, como motobombas y transformadores, sobre los cuales se investiga su procedencia.

La operación se mantendrá por varios días en forma sostenida por lo menos durante una semana, según indicaron los mandos de Policía y Ejército, para poder garantizar que se recupere el medio ambiente y se logre desalojar las más de mil personas que trabajan ilegalmente en este sector.

LEA TAMBIÉN. Así fue el rescate de excursionistas que estaban perdidos en los Farallones

“Es una operación que va a ser sostenida durante ocho días para acabar completamente esta forma de minería ilegal que se produce en la vía Buenaventura-Loboguerrero”, preciso el coronel Camilo Álvarez, comandante de la Policía Valle.

Las autoridades estiman que estas actividades ilegales serían patrocinadas y controladas por bandas criminales.

“No estamos hablando solo de unos grupos que están al margen de la ley sino muy bien estructurados y financieramente estructurados, lo que significa que tendremos que continuar con las técnicas investigativas especializadas para esclarecer y en un tiempo corto dar resultados de quiénes están haciendo esta actividad ilícita”, sostuvo Martha Janeth Mancera, directora deccional de Fiscalías.