La Policía de Infancia y Adolescencia destacó que se han sellado 52 establecimientos en toda la ciudad de Bogotá, con el fin de acabar con la venta de licores a menores de edad tanto en bares y discotecas como en las llamadas "chiquitecas" en distintos puntos de Bogotá.

El comandante de la unidad policial, mayor Rodrigo Mancera, aseguró en diálogo con RCN Radio que la acción de los uniformados no ha impedido que se siga presentando el consumo de licor y drogas en los menores.

"En este año hemos cerrado 52 establecimientos en donde hemos encontrado 153 menores consumiendo todo tipo de sustancias ocasionándoles riesgos para su salud, es asi como los menores han sido dejados a disposición del Bienestar Familiar", aseguró el mayor Mancera.

Según el uniformado, se ha notado no solo un aumento en el consumo de licores, sino en el número de agresiones contra jóvenes. "Son más de 570 los menores que han sido encontrados en los establecimientos víctimas de agresiones en medio de chiquitecas", afirmó Mancera.

El último de estos casos se registró este viernes, donde más de 10 menores fueron puestos a disposición de Bienestar Familiar luego de que el bar en el que se encontraban en Chapinero fuera intervenido por la Policía Metropolitana.

Encuentre más información de Bogotá y Colombia aquí

PUB/JMR