La Policía Metropolitana logró desmantelar una olla establecida en el barrio Inglés, en el sur de Bogotá, la cual funcionaba de manera clandestina como parte de los esfuerzos de los "ganchos" anteriormente presentes en el Bronx para establecerse en el resto de Bogotá.

Según la Policía, el sitio de expendio de microtráfico era controlado por los ganchos "Mosco", "Tigre" y "Nacional" que buscaban establecerse en el área luego de ser sacados del Bronx en el operativo del pasado 28 de mayo.

En la diligencia de allanamiento fue capturado un hombre de 54 años de edad, identificado con el alias de 'El Cojo', cuya labor era la de manipular los estupefacientes para dosificarlos y distribuirlos a los distintos ganchos y a otras bandas de la localidad de San Cristóbal.

También fue capturada una mujer quien se encargaría de vender las drogas a los traficantes, y un tercer hombre que se encontraba en el lugar, y del que se investiga su relación con el microtráfico.

En el operativo se interceptaron además 8 kilos de base de coca, más de 3000 dosis de bazuco, clorhidrato de cocaína, marihuana, máquinas empacadores y todo tipo de objetos para poder distribuir y dosificar las drogas, que incluso estaban siendo suministradas gratuitamente a los habitantes de calle que antes se ubicaban en el Bronx.

Según la Policía, este operativo "afecta directamente las finanzas de las estructuras criminales provenientes de la Localidad de San Bernardo y del sector del Bronx, que han tenido que ir migrando debido a los constantes operativos de las autoridades y que en vano han intentado asentarse en el barrio de La Estanzuela".