Los residentes de La Candelaria denunciaron la semana pasada por medio de redes sociales la instalación de unos bolardos de metal en una de las vías del barrio. El dilema se generó porque estos elementos los pusieron al frente de los antiguos bolardos de cemento, insignias de la primera alcaldía del alcalde Enrique Peñalosa.

Por supuesto, los habitantes de La Candelaria pidieron una explicación y la Alcaldía Local, como lo registró Publimetro hace un par de días en esta nota Nuevos bolardos en La Candelaria – Publimetro, contestó que la instalación de los bolardos se había autorizado por trabajos que se adelantaban en la zona, y porque se debía proteger las redes de alta y media tensión.

Sin embargo, después de 15 días los bolardos fueron desinstalados tras haber costado 8 millones de pesos, más o menos 217.000 pesos por cada uno de ellos, según referenció la nota de El Espectador. Aunque el lío no termina ahí porque también se tuvo que haber pagado porque los quitaran; así registró el antes y después de los bolardos una usuaria en Twitter: