El Esmad, efectivos de la Sijin y las autoridades competentes se tomaron el viernes en la tarde el sector de ‘Sanber’, uno de los principales centros de distribución de droga en la capital del país. La idea de este operativo era capturar a los ‘Sayayines’ y hacer el allanamiento en establecimientos que funcionaban, al parecer, como sitios de expendio.

El secretario de Seguridad, Daniel Mejía, comentó que “seguiremos realizando estas intervenciones en estos sectores de la ciudad” mientras que la Policía añadió que en el operativo capturaron a tres ‘Sayayines’.

En total 800 policías participaron en el operativo de San Bernardo, mismo lugar en el que la semana pasada se realizó un allanamiento en el que se encontraron 35 menores de edad.

Frente al tema de los habitantes de calle, Mejía aseguró lo mismo de siempre. “Vamos a persistir en brindarles toda la   atención posible a los habitantes de calle, los equipos de calle de la Secretaría de Integración Social y del Idipron continúan ofreciéndole estas ofertas. Hoy lo que queda a lo largo de la calle sexta son aquellos que no han querido recibir ayuda y como dijimos la semana pasada no permitiremos ningún tipo de agresión o que cometan delitos, amedranten a los comerciantes y estén agrediendo a los funcionarios del Distrito. Esas personas serán judicializadas”.

Por su parte, el comandante de la Policía de Bogotá, Hoover Penilla, aseguró que  “dentro de las actividades que se han programado con la Fiscalía   General de la Nación y con el acompañamiento de la personería y organizamos de control se están haciendo unas verificaciones de una información que se había recibido esta semana, además del señalamiento de personas de las cuales hay unos señalamientos. Es así como se realiza esta intervención y como resultado tenemos 12 capturas, de las cuales teníamos unas investigaciones en curso y en este momento los dejamos en manos de las autoridades pertinentes”.

El allanamiento también dejó como saldo el decomiso de aproximadamente   60.000 dosis de drogas,   armas de fuego, 150 personas han sido trasladadas a la UPJ y 150 personas han accedido a la atención del Idipron y la Secretaría de Integración Social. Asimismo se encontraron 12 menores de edad que están en manos del Bienestar Familia, además de varias máquinas tragamonedas que se están retirando.

Penilla fue enfático al decir que las investigaciones, basadas en la información que conocen, seguirán adelante para determinar si 3 de los 12 capturados son 'sayayines' y revisarán si hay bandas criminales en el sector.

PUB/LP