La Corporación Autónoma Regional (CAR) lanzó una alerta ambiental para los habitantes de Mosquera y Bojacá, luego de que desconocidos hubieran derramado cerca de 200 barriles de químicos peligrosos en una vía de la región.

El acto que fue llamado "irresponsable" por el ente ambiental se registró en la madrugada de este sábado en la vía Barro Blanco, en la sabana occidental de Bogotá. Unas 200 canecas de un líquido negro fueron encontradas en la mitad de la vía, con el líquido derramándose y llegando hacia algunas quebradas, así como a la Laguna de la Herrera.

La CAR, que adelanta un operativo con las autoridades para recoger los residuos, pidió a los habitantes de las veredas aledañas al lugar donde fue encontrado el desastre ambiental que no retiren las canecas del sitio donde fueron dejadas, ya que varios han recogido las canecas para llevarlas a sus casas.

"Esas canecas no pueden ser abiertas, no pueden ser revisadas, no puede haber contacto de ninguna persona con estas sustancias por prevención a la salud", dijo el director de la entidad, Néstor Franco González.

Así mismo, la CAR anunció una investigación para dar con los responsables de esta conducta. " Las canecas tienen una codificación y con la misma podremos hacer trazabilidad para saber quién las vendió, a quien se les vendió y que contenían", afirmó Franco.

Encuentre más información de Colombia aquí

PUB/JMR